domingo, 6 de noviembre de 2011

¿De qué planeta son los economistas?

Quizá lo que mejor pueda caracterizar al tiempo que vivimos, sea el profundo contraste entre unos avances en conocimientos científicos y tecnológicos desconocidos en la historia de la humanidad... y una estupidez soberana en nuestro comportamiento como especie y como civilización.
¿Cómo hemos llegado a esto? ¿Por qué seguimos empeñados en buscar la salida cavando aún mas profundo en el pozo en el que nos estamos ahogando? ¿Por qué se siguen usando los tanques de ideas para que las inmensas posibilidades de los medios de comunicación sirvan para destruir la escasa inteligencia colectiva que pueda salvarnos?
Antes muertos que sencillos. Podría ser la frase de las élites económicas, ese 1% que espera sobrevivir al genocidio del 99%.

Pero lo que llama mas la atención, es que incluso aquellos que consideramos expertos en cuestiones económicas y que tienen suficiente sensibilidad social, sean incapaces de concebir otro modelo económico que no sea el del crecimiento exponencial infinito. Que los límites se han superado y vivimos a costa del futuro de nuestros hijos.

21 comentarios:

  1. Los economistas son del Planeta avaricia, y están comprados por los organismos que controlan el dinero, el poder, en definitiva.
    Un 1% de la población mundial es inmensamente rica (ahora con la crisis ese porcentaje ha aumentado, fijo!!!) y el resto ahora mismo se debate en como llegar a final de mes (en el mundo desarrollado me refiero, porque en el Tercer Mundo directamente no llegan, se quedan por el camino)
    Esto es una mierdaaaaaaa, es vergonzoso y deprimente.
    Solución: la unión de todos contra este sistema (no sé si moribundo o no) y desde luego boicot total a sus leyes.

    ResponderEliminar
  2. Son del planeta de la insolidaridad...del planeta del pensamiento único... del planeta rey de la corrupción...
    Algunos se salvan y esos son silenciados...
    Besos

    ResponderEliminar
  3. Tienes razón , son incapaces de concebir nada, creo que estas mentes privilegiadas no aciertan el como y se ha montado un lío que nadie sabe por donde salir, en medio de este fiasco, el pueblo llano que somos los que recibimos los palos de las erradas ajenas.Un abrazo,

    ResponderEliminar
  4. Nos vamos quedando afónicos de tanto quejarnos, Camino. Pero es necesario que sigamos en la lucha, porque lo vemos claro. Y porque nos asusta lo que vemos.

    ResponderEliminar
  5. Ya sabes que la Economía es la Ciencia que acierta siempre... hacia el pasado.

    ResponderEliminar
  6. Es que deberíamos aprobar una ley que juzgue y condene a los economistas, que nos dicen como vivir, pero en sus hogares no se atan a empréstitos ni a la letra chica de los contratos.
    Lo raro de todo esto, es que al pasar la vida, tras porrazos y crisis, las recetas que utilizan SON LAS MISMAS que nos llevan a sucumbir.
    Suerte que mis hijas tomaron otros rumbos en su educación.
    saludos

    ResponderEliminar
  7. @ GINEBRA
    a estas alturas me preocupa mas la estupidez que la avaricia.
    El principio de pareto nos muestra como el 20% de la población dispone del 80% de la riqueza, pero este 20% de ricos entre los que nos contamos también se ve sometido a tremendas desigualdades.
    En EEUU, el pais mas rico del mundo una de cada 8 personas supera los limites de la pobreza.

    ResponderEliminar
  8. @ Ciberculturalia
    Es muy grave la profunda injusticia de las actuales políticas neoliberales, pero cada ve me preocupa mas el que sean absolutamente suicidas.

    ResponderEliminar
  9. @ m.eugènia creus-piqué
    Mas que de mentes privilegiadas deberíamos hablar de bolsillos privilegiados.

    ResponderEliminar
  10. @ Eastriver
    No nos asusta lo suficiente. Pero todo llegará.

    ResponderEliminar
  11. @ enletrasarte(Omar)
    El capitalismo no tiene nada de disciplina científica, usar matemáticas, ordenadores y contratar científicos no convierte a la economía en una disciplina científica.

    ResponderEliminar
  12. @ Pedro Ojeda Escudero
    Precisamente una de las cosas que caracteriza a la ciencia es su capacidad de hacer predicciones. La economía solo tiene profecías autocumplidas.

    ResponderEliminar
  13. Decía Curchil, que la guerra es un asunto muy serio para dejarlo a los militares. Pues en la economía, pasa lo mismo, es un asunto muy serio para dejarlo en manos de los economistas.

    Un día propuse a un par de economistas, un juego muy sencillo, definir dos monedas universales, una local, el metro cúbico de agua potable y otra, como divisa, el Kwh.
    Los dos economistas, desecharon inmediatamente el juego por imposible, no intentaron siquiera entrar en el juego. No tienen imaginación ni cultura.

    ResponderEliminar
  14. @ JL Salgado
    Sin embargo el juego es perfecto. En realidad la moneda que se utiliza en el planeta, la que utiliza Gaia, es la energía, mientras que el agua es una de las materias primas fundamentales para la vida. En este juego es mucho mas científico que la actual "ciencia económica" que se basa en elementos subjetivos.

    ResponderEliminar
  15. Sin duda, Camino, tienes mas cultura e imaginación que cualquier economista.

    ResponderEliminar
  16. Yo creo que estamos ante planteamientos de economía miope. No ven más allá de lo inmediato, al igual que le pasa a los políticos con los votos. Defiendo una economía humanista, si se puede entender como la que promueve el desarrollo de la la humanidad en consonancia con el entorno. El todo somos todos, incluido un vegetal... la energía al fin y al cabo.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  17. Sí, "antes muertos que sencillos". Por eso, nos engullirá la inmensa minoría, la que mueve el mundo con su absoluto poder económico.

    ResponderEliminar
  18. @ Antonio
    Estamos ante una crisis de la que no saldremos. Tanto nuestro modelo productivo como nuestro modelo distributivo nos abocan a un callejón sin salida. Creo que el humanismo puede hacer mucho para mejorar el modelo distributivo.
    Pero en el modelo productivo estamos abocados al colapso.

    ResponderEliminar
  19. @ Isabel Martínez Barquero
    Hay que vivir sencillamente para que otros, sencillamente puedan vivir.

    ResponderEliminar
  20. Una desgracia confundir las formas con los fondos. Todo tiene su precio y este es alto. Beso.

    ResponderEliminar
  21. @ emejota
    En realidad los tanques de ideas plantean un problema físico como un problema moral, para llevarnos finalmente a la paradoja de justificar un comportamiento absurdo y suicida.
    Un saludo

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...